Vivo Positivo hace campaña paralela al Gobierno para prevenir el VIH/SIDA

7/06/2007
La organización inició una cruzada de prevención del sida distribuyendo miles de postales con desnudos en restaurantes, aunque locales de Vitacura no se sumaron. No quieren fotos de gente pilucha.

Carlos González Isla
La segunda quincena de este mes el Gobierno dará a conocer el contenido de su campaña para prevenir el VIH, pero mientras ello se concreta, la ONG Vivo Positivo lanzó ayer su propia iniciativa denominada “Póntelo en la dura, usa condón”, que pretende llegar a un total de un millón 700 mil personas.
La campaña de esta organización, que está próxima a cumplir diez años de existencia, se basa en la distribución de 85 mil postales que estarán disponibles durante dos meses en 220 repisas que la firma Take a Card tiene instaladas en restaurantes, bares y gimnasios de Santiago, La Serena y Valparaíso.
La idea es sensibilizar a la población sexualmente activa que se ubica entre los 20 y 49 años, de los más diversos sectores socioeconómicos, motivo por el cual la distribución de las postales incluye lugares tan dispares como el exclusivo centro gastronómico de Borderío, el pub Rapa Nui del barrio República y el sector de Bellavista.
Modelos ONG
Las tarjetas son una serie de fotografías tomadas por tres emergentes artistas nacionales: María Paz Fernández, Raúl Núñez y Rodrigo Cáceres, los que plasmaron a parejas heterosexuales y homosexuales, desnudas y semidesnudas, en distintas situaciones y ambientes, y que no son modelos contratados, sino que gente vinculada a la ONG.
“Ésta es una excelente forma de utilizar el cuerpo y si te das cuenta es una campaña bastante más realista que la que el Estado puede hacer, porque no te olvides que hay poderes fácticos y determinados compromisos”, sostuvo el director de Vivo Positivo, Vasily Deliyanis.
Deliyanis cuenta que el año pasado se realizó una experiencia piloto que fue un “éxito”, por lo que decidieron repetirla. Sin embargo, este año dos locales de Vitacura dijeron a Take a Card que no se sumarían a la campaña, porque esta vez se incluían desnudos que podían no ser del gusto de los clientes.
“Encontramos lamentable que se resten locales a la iniciativa de distribuir las postales. Y por qué lo encuentro lamentable, porque es una expresión más del doble discurso. Cuando un cuerpo desnudo tiene por objetivo ser una herramienta de información de prevención, no tiene sentido que sea rechazado”, dijo Deliyanis.
“La desnudez ha sido satanizada por determinados sectores porque le dan determinado valor, entonces, un cuerpo desnudo sería cuestionable. Eso es todo lo que nuestra sociedad ya no necesita”, agregó.
El director de Take a Card, Sebastián Seckel, coincidió con Deliyanis con que la campaña del año pasado fue exitosa, bien recibida por los locatarios y clientes, pero aclaró que de la totalidad de los locales que participaron en la oportunidad, dos resolvieron restarse, declinando señalar cuáles eran éstos.
“Dos restaurantes del sector de Vitacura expresaron reparos con el contenido de las fotografías”, afirmó.
El ejecutivo precisó que el material que se exhibirá en los distintos “bolsillos” de las estanterías de la red se mostró previamente a todos sus clientes de Vitacura, Las Condes, Providencia, Ñuñoa, Santiago Centro, además de los Cinemark que se encuentran en los mismos sectores, y Reñaca.
Vivo Positivo decidió utilizar las postales como herramienta de marketing social, ya que según Deliyanis está demostrado que éstas son seis veces más leídas que una carta normal.


fuente: Diario La Nación
 
posted by Pink Point Chile at 7/06/2007 09:17:00 a. m., |

1 Comments:

Oye alguien les está haciendo seguimientos a estas campañas? como pa cachar si las lucas están funcionando o cambiar la comunicación o algo? cuales son los sistemas por los que se define, como, cuando, donde... nunca se informa de eso.